Quantcast

tribunales

La Junta permitirá la caza del lobo al norte del Duero hasta que las sentencias sean firmes

El Tribunal Superior de Justicia de Castilla y León (TSJCyL) anuló recientemente el Plan de Aprovechamientos Comarcales del Lobo en los territorios cinegéticos situados al norte del río Duero para la temporada 2015-2016.

imagen
J. L. Leal / ICAL
Ical | 10/03/2018 - 14:02h.

La Junta de Castilla y León mantendrá el modelo de aprovechamiento cinegético del lobo al norte del río Duero hasta que se pronuncie el Tribunal Supremo, según explicó este sábado el consejero de Fomento y Medio Ambiente, Juan Carlos Suárez-Quiñones, quien recalcó que el criterio de los jueces no es "infalible".

El Tribunal Superior de Justicia de Castilla y León (TSJCyL) anuló recientemente el Plan de Aprovechamientos Comarcales del Lobo en los territorios cinegéticos situados al norte del río Duero para la temporada 2015-2016, dos años después de que se autorizara el cupo de caza en las diferentes provincias.

Suárez-Quiñones, que participó en Valladolid en el Encuentro profesional de la Psicología de Castilla y León, recordó que todavía no es firme el fallo del Tribunal Superior de Justicia de Castilla y León (TSJCyL) sobre el Plan de Caza del lobo 2015-2016. Reiteró, como hizo este jueves la consejera de Agricultura y Ganadería y portavoz de la Junta, Milagros Marcos, que los servicios jurídicos estudian la posibilidad de presentar un recurso de casación ante el Supremo.

En ese sentido, el titular de Fomento y Medio Ambiente argumentó que esta sentencia se basa en otra anterior de 2016, que la Junta recurrió también ente el Tribunal Supremo, por lo que tampoco es firme. Por ello, Juan Carlos Suárez-Quiñones aseguró que el Ejecutivo castellano y leonés mantendrá el modelo actual, con aprovechamientos cinegéticos en el norte del Duero e indemnizaciones por los daños causados, en especial, sobre la ganadería.

Igualmente, Suárez-Quiñones reconoció que puede existir la sensanción de que producen muchas sentencias contrarias a las normas u órdenes que dicta la Junta, pero al igual que el presidente Juan Vicente Herrera, indicó que el Gobierno adopta un gran número de decisiones, que no se ponen en "tela de juicio", ni en "cuestión". Por ello, recalcó que el paquete normativo actual siguen desplegango su vigencia en la Comunidad.

También recordó que la sentencia sobre el plan de 2015-2016 no afecta al actual y que la Junta trata de compatibilizar la conservación de la especie con los intereses de las personas que viven en el medio rural. En concreto, defendió los resultados de las políticas puestas en marcha en la Comunidad, que señaló han permitido pasar de una población de unos 400 ejemplares a unos 2.000.

Suárez-Quiñones aseguró que la presencia excesiva del lobo provoca que algunos ciudadanos tengan que abandonar su actividad en el medio rural por los daños que ocasiona. Por ello, defendió el aprovechamiento cinegético del lobo al norte del Duero para mantener el equilibrio entre la población de estos cánidos y la ganadería principalmente, una vez que recalcó existe una "sobrepoblación" en algunos puntos.

Por ello, el consejero señaló que la Junta trata de elaborar la normativa jurídica "más adecuada" y señaló que el criterio de los jueces no es "infalible", puesto que existe la posibilidad de recurrir al Supremo. De esta forma, si este tribunal confirma la sentencia del TSJ se adoptarán cambios, pero de momento se mantiene el modelo actual.

publicidad
Deja tu comentario
publicidad
publicidad


publicidad