Quantcast

Medio Ambiente

La Junta promete que pronto se podrá volver a cazar el lobo en la provincia de León

La portavoz califica de "muy sorprendente" la decisión judicial que impide abatir estos ejemplares al norte del Duero y defiende que es compatible la conservación de la especie con la actividad en el medio rural.

imagen
Centro del lobo ibérico de Robledo de Sanabria. / J. L. Leal / ICAL
ICAL | 17/05/2018 - 18:59h.

La consejera de Agricultura y Ganadería y portavoz de la Junta, Milagros Marcos, pidió hoy tranquilidad a los ganaderos y aseguró que trabajan en el desarrollo del nuevo decreto para que en el "menor tiempo posible" se pueda cazar al Norte del Duero, ya que consideró que no se pueden poner "trabas" y que la conservación de la especie es compatible con la actividad económica en el mundo rural.

Marcos trasladó esa valoración en la rueda de prensa posterior al Consejo de Gobierno después de que el Tribunal Superior de Justicia de Castilla y León (TSJCyL) haya paralizado de forma cautelar la caza del lobo en el norte del río Duero durante esta temporada 2018-2019, en un auto que responde al recurso contencioso-administrativo interpuesto por la Asociación para el Cuidado y el Estudio del Lobo Ibérico (ASCEL), presentado en junio de 2017.

La consejera portavoz afirmó que acatan la decisión del alto tribunal autonómico, que calificó de "sorprendente, por no decir que muy sorprendente", y subrayó que trabajan por el interés general para que la sostenibilidad de la especie sea compatible con la actividad ganadera en el mundo rural.

Tras manifestar que quienes pidieron esa medida cautelar, que contó con informes de los expertos de la Junta en contra, no se sabe si la "justificación es suficiente", recalcó que la Junta trabaja para desarrollar el decreto recién aprobado en el que se cumple con los requisitos marcados por el TSJ para que en breve se pueda volver a cazar al Norte del Duero, donde el lobo no está protegido, como lo es en el sur.

Así, insistió en que se garantizará la sostenibilidad de la especie y resaltó que para ello se deben adoptar medidas contra la superpoblación, pero también defendió la actividad ganadera y económica en el medio rural más allá de "la contemplación". "Si se habla de población no se puede en paralelo poner trabas a toda la actividad que genera desarrollo económico y permite vivir en el medio rural", argumentó.

Marcos defendió los controles a los que está sujeta la actividad ganadera y remarcó que están a favor del control de la población del lobo desde el cumplimiento de la normativa y el equilibrio entre la pervivencia del lobo y la actividad económica en el medio rural. "Entre el bienestar de la fauna silvestre y las personas, la Junta siempre va a apostar por las personas pero se pueden hacer las dos cosas y lo estamos haciendo", arguyó.

Por ello, trasladó la tranquilidad a los ganaderos porque la Junta trabajará en el desarrollo del nuevo decreto para que se pueda cazar al Norte del Duero y añadió que permitir la superpoblación sin control no es beneficioso ni para la especie ni para la convivencia en el medio rural.

Finalmente, recordó que existe un nuevo decreto de 2018, que van a desarrollar porque cumple las pautas del TSJ, y señaló que la medida cautelar acordada deriva de una resolución de un decreto anterior que fue derogado.

publicidad
Deja tu comentario
publicidad
publicidad