Quantcast

ENERGÍA

Gas Natural Fenosa vincula el futuro de las térmicas a la rentabilidad de las inversiones para reducir emisiones

Francisco Reynés afirma que las centrales deben cumplir los requisitos medioambientales que marca la Unión Europea. La compañía ha anunciado que invertirá para mantener abierta la de La Robla pero que cerrará la de Anllares, ambas en la provincia leonesa.

Central Térmica de La Robla 4
La central térmica de carbón de La Robla. Foto: Uribe
ICAL/ILEÓN | 27/06/2018 - 12:25h.

El presidente ejecutivo de Gas Natural Fenosa, Francisco Reynés, afirmó hoy en Madrid que las centrales térmicas deben ajustar sus emisiones y cumplir con los requisitos medioambientales que marca la Unión Europea, a la vez que vinculó su continuidad a la rentabilidad de las inversiones necesarias para reducir sus emisiones.

Reynés, que realizó estas declaraciones antes de la Junta General de Accionistas que la compañía celebra hoy en Madrid y donde se dará a conocer el nuevo nombre de la compañía, argumentó que la sostenibilidad medioambiental no es una opinión exclusiva de Gas Natural y recalcó que las directrices de la Unión Europea apuestan por las energías limpias y por su mayor peso dentro del mix energético.

En este sentido, aseguró que aquellas centrales térmicas que no sean capaces de adecuar sus emisiones contaminantes tendrán dos alternativas: realizar las inversiones necesarias para cumplir los niveles contaminantes o cerrar. "En nuestro caso analizaremos la rentabilidad de la inversión, ya que, como gestores, tenemos la responsabilidad de apostar por negocios rentables", aseveró.

Por otra parte, respecto al cambio del nombre de la compañía, Reynés explicó que el objetivo es "demostrar nuestras aspiraciones internacionales" y contar con una denominación más corta y que haga referencia a todos los negocios de la empresa.

Al mismo tiempo, también descartó que la sede social de la compañía sea para siempre Madrid. "Decir que una compañía se ha trasladado para siempre a otro lugar es muy presuntuoso y en el futuro el Consejo de Administración tomará la decisión que considere más oportuna".

Gas Natural Fenosa ccon dos centrales térmicas en la provincia de León, una en Anllares, con una potencia de 365 MW,  y otra en La Robla, de 655 MW. Sobre la primera, de la que posee el 66,6% de la central y el resto es de Endesa, la compañía ya ha anunciado su cierre al renunciar a invertir para cumplir con la Directiva de Emisiones Industriales, por lo que su clausura será en el año 2020.

Sobre la central térmica de La Robla la compañía energética ha anunciado que sí invertirá en su modernización para que se mantenga operativa y cumplir con la Directiva europea de Emisiones Industriales, aunque sólo adaptando el grupo 2 de la central, mientras que el 1 se cerraría.

publicidad

También te puede interesar

Deja tu comentario
publicidad
publicidad