Quantcast

EMPRENDEDORES LEONESES

El mundo en chanclas, el sueño viajero de un emprendedor leonés

Víctor Díez ha creado, con la ayuda de su mujer y recientemente de un socio, una empresa de chanclas que cumple su segundo año de andadura empresarial tras un largo y complejo proceso de maduración. Los viajes han sido el punto de inflexión para el nacimiento de HOLABALI.

Holabali 4
Víctor Díez y Ana Senante en uno de sus viajes.
A. Vega | 25/08/2019 - 10:21h.

Hay quién viaja para que la vida le cambie. Y hay viajes que te cambian la vida. Esto es lo que, en grandes trazos, le ha sucedido al leonés Víctor Díez Alonso, quien de viaje (de estudios) se enamoró y de viaje (de placer) decidió hacerse empresario y ponerse a vender chanclas por el mundo. Luego ya vinieron los viajes (de trabajo) para poner en marcha su sueño empresarial.

'HOLABALI' es la marca creada por este leonés criado en tierras valencianas por sus dos padres, emigrantes también leoneses, y que se lió la manta a la cabeza y se lanzó a producir este calzado bajo su propia marca. Un proyecto que se ha ido madurando entre viajes,investigaciones y aprendizajes, hasta conseguir.

De viaje por Oceanía y Sudeste Asiático en 2014 Víctor Díez reflexionó la necesidad de dedicarse a algo que le motivara más al margen de su trabajo de aquel momento, "soy un culo inquieto", reconoce. Durante este viaje, compartiendo ratos con otro viajero, se convenció de que la idea debía pasar por un producto que se pudiera vender por internet. Algo sencillo y atractivo.

"Soy un fiel usuario de chanclas desde siempre y pensando qué poder vender por internet, reparé en ellas, viendo que llevaba más de medio año usándolas todo los días", señala Víctor que explica que su intención inicial era la de producir chanclas 'Made in Spain', pero su sorpresa, después de investigar, fue que no era posible, ya que no existen fábricas de chanclas de goma en España y todos las empresas que se ofrecían las importaban, así que decidió ir más allá y acudir él mismo a las fábricas.

Víctor Díez Alonso y Ana Senante en uno de sus viajes.
Víctor Díez Alonso y Ana Senante en uno de sus viajes.
Víctor Díez (d) y su socio en HOLABALI Íñigo Dehesa (i).
Víctor Díez (d) y su socio en HOLABALI Íñigo Dehesa (i).

Surge así en 2015 una investigación de producción de chanclas, que se concentra en países de Sudamérica y Asia. El empresario viajó en varias ocasiones a China para visitar fábricas de chanclas aunque sin demasiado convencimiento de si era el sitio idóneo para encargar su producción.

En otro viaje, aprovechando la boda de unos amigos en Bali, decidió visitar junto a su mujer un destino que tenían pendiente: Sri Lanka. Sin tenerlo entre sus planes, dio en este último país con el. Sin tenerlo entre sus planes, dio en este último país con el lugar perfecto para fabricar las chanclas. Su visita a una fábrica le convenció de que era el sitio adecuado para producir por las seguridades jurídicas, sanitarias y de desarrollo que ofrecían y que él consideraba fundamentales para hacer las chanclas de su marca.

El nombre de la marca, 'HOLABALI', surge porque fue en el paradisíaco destino indonesio de Bali donde este empresario adoptó la decisión en firme de lanzarse a producir el calzado y montar definitivamente su propio negocio cuando regresase a España. Ofrece un producto "cómodo y respetuoso con el medio ambiente, con tiras de goma 100% naturales". "No es sólo estética", alude para diferenciar su producto del de su competencia, "intentamos hacer las cosas lo mejor posible con respeto a los derechos laborales y al medio ambiente".

Víctor es quien está 24 horas con este proyecto pero reconoce que sin su mujer, Ana Senante, este proyecto no habría sido posible llevarlo a cabo, "Ella es quien ha estado a lo largo del proyecto y ha aguantado todo el trayecto".

Este proyecto empresarial no ha tenido un camino fácil como el de cualquiera que se arriesgue a montar a un negocio. En 2016 optó por esperar a lanzar su idea ante los ajustados plazos que tenía después de su investigación para encontrar fabricantes. Y en 2017 un revés por un fallo en la producción, con todas las chanclas en España, provocó que no se pudiera lanzar la marca pese a estar todo previsto y la tienda online en marcha. "Echar todo para atrás fue duro pero lo acertado", reconoce ahora Díez.

 

Las chanclas de HOLABALI
Las chanclas de HOLABALI

 

En 2018 'HOLABALI' lanzó al mercado finalmente sus chanclas y, además, con camisetas y sudaderas para ampliar productos ante la alta estacionalidad de su producto principal. La buena respuesta de sus clientes ha anclado estos productos a su catálogo y consolida la web como canal principal de ventas aunque ahora ya venden en alguna tienda física, y esperan que en 2020 sean muchas más, esperando llegar incluso a su León natal.

El 2019 ha supuesto un cambio en el proyecto al que Víctor se dedica a tiempo completo. Ha entrado como socio un amigo, Íñigo Dehesa, haciéndose cargo de la parte financiera de 'HOLABALI' y aportando su experiencia para consolidar el crecimiento de la marca.

'Viti' resume su trayectoria empresarial de forma simple, "La experiencia es muy buena pero me ha demostrado lo complejo que puede llegar a ser montar algo, además de lo largo y complicado que es el proceso de fabricación de una chancla". Y apunta "hoy en día sería capaz de montar, en tan solo unos meses, todo lo que he hecho hasta ahora; pero con lo conocimientos de ahora, claro. En la experiencia y el aprendizaje está la clave".

De momento 'HOLABALI' sigue recorriendo su rumbo empresarial y con su filosofía por bandera de #LaVidaEsMejorEnChanclas.

publicidad

También te puede interesar

Deja tu comentario
publicidad
publicidad