Quantcast

León

León busca que los alumnos de colegios del Casco Histórico dejen de acudir en coche

El Ayuntamiento presenta a los cinco centros educativos un proyecto que tilda de pionero que contempla aparcamientos disuariorios exteriores, 'caminos escolares' para niños de Infantil y Primaria y la figura del 'Comercio Amigo' que les proteja.

imagen
ileon.com  | 07/11/2018 - 16:32h.

El concejal de Seguridad y Movilidad, Fernando Salguero, y la concejala de Urbanismo y Medio Ambiente, Ana Franco, han presentado a los responsables de los centros educativos ubicados en el Casco Histórico (Colegio Discípulas de Jesús, Colegio Nuestra Señora del Carmen, Colegio Leonés San Isidoro, Colegio Santa Teresa y Colegio Público Ponce de León) para presentarles un proyecto de movilidad escolar que permita mejorar la seguridad vial de los alumnos de Educación Infantil y primaria, especialmente, optimizando los desplazamientos a través de los llamados 'caminos escolares'.

Junto a la la técnico de Movilidad municipal, Cristina Villalón, explicaron que durante los próximos tres meses se realizará un estudio evaluando los diferentes métodos de transporte e itinerarios de estos alumnos, manteniendo reuniones periódicas con profesores y asociaciones de padres, y teniendo en cuenta las aportaciones de los centros, ofreciendo además alternativas de transporte público.

Se trata de impedir el caos de la habitual entrada a los horarios de entrada y salida de estos centros escolares, que se cuantifica en unos 200 vehículos de media en cada ocasión, y que deja no sólo imágenes perjudiciales en emplazamientos patrimoniales como San Isidoro sino que puede generar problemas de seguridad vial para los escolares.

Este proyecto contempla que los niños son eminentemente peatones y ciclistas y por eso esta iniciativa de autonomía infantil está inexorablemente vinculada a la promoción de los modos no motorizados de los desplazamientos.

Salguero ha explicado que este proyecto de planificación escolar consistirá en el estudio de la movilidad escolar segura de los alumnos para fomentar los modos blandos de transporte, primando la movilidad peatonal, en bicicleta y en transporte público.

Entre las medidas de fomento de la movilidad escolar segura, se realizará una propuesta de itinerarios, en forma de Camino Escolar, que puedan compartir los centros escolares y se incluirá la figura del 'Comercio Amigo', consistente en la tarea de involucrar a los comercios de la zona de recorrido en tareas de apoyo y asistencia a los alumnos/as que participen en el proyecto. Para ello, se implantarán aparcamientos exteriores disuasorios, como por ejemplo el de San Pedro (detrás de la Catedral), de manera que los alumnos, con o sin sus acompañantes, se acercen a cada a pie o en bicicleta.

La figura del 'Comercio amigo'

Para lograr esto se diseñará y editará un emblema o marca que se situará en un lugar visible del establecimiento colaborador y que indique a los niños y niñas que, si tienen algún problema, en ese Comercio Amigo les van a socorrer y a ayudar. Esta disponibilidad de los comerciantes creará un clima social de cercanía en las aceras y la simple presencia de adultos, cómplices en la tarea de devolver la calle a niños y niñas, reforzará la sensación de seguridad ciudadana.

Por otra parte, se creará un Grupo de Trabajo constituido por representantes de los centros escolares y Ampas de cada centro, que seguirá de cerca el desarrollo del estudio, y se trabajará con dicho grupo en todo lo referente a los temas de movilidad que afecten a los centros educativos.

El equipo de Gobierno encuentra, además, otras razones para poner freno a la situación actual. Estimando que la movilidad obligada, como son los viajes cotidianos por razón de estudios, sigue unas pautas poco sostenibles, contribuyendo a incrementar los consumos energéticos, las emisiones de gases de efecto invernadero y los niveles de contaminación atmosférica y acústica.

Además, esta movilidad favorece el crecimiento de la exclusión social y territorial, explican en una nota de prensa, y supone importantes pérdidas económicas en forma de congestión circulatoria, absentismo escolar e impuntualidad, además de una elevada siniestralidad in itinere.

publicidad
Deja tu comentario
publicidad
publicidad