Quantcast

Medio Ambiente

León con apoyo de Europa convertirá en energía eléctrica el agua de las tuberías de la estación potable

La puesta en marcha de esta iniciativa permitirá a Aguas de León ahorrar entre 10.000 y 12.000 euros anuales, aunque el gasto se elevará a 156.914 euros para el Consistorio, que destaca el ahorro de emisiones contaminantes.

ana franco Aguas de León gerente concejala Manuel Salas Palenzuela life nexus agua potable proyecto europa
La concejala Ana Franco y el gerente de Aguas de León, Manuel Salas, en la presentación del proyecto.
Miriam Badiola / ICAL | 13/03/2019 - 12:51h.

El proyecto 'Life Nexus', gestionado por la Comisión Europea, instalará un prototipo hidráulico de 35 kilovatios en la estación de tratamiento de agua potable (Etap) del Porma, el que suministra el agua potable a la capital leonesa, que permitirá cubrir con energía renovable la demanda básica de la instalación mediante el impulso de la sostenibilidad del ciclo urbano del agua, para lo que se aprovechará el agua que se disipaba en las redes de distribución de agua de los sistemas urbanos como energía eléctrica.

'Life Nexus' tiene un plazo de ejecución que se inició el 1 de octubre de 2018 y finalizará el 31 de diciembre de 2021, 42 meses, con un presupuesto inicial de 1,15 millones de euros, de los que el 60 por ciento está subvencionada.

En el caso de la inversión correspondiente a Aguas de León es de 350.659 euros, de los que 322.909 son subvencionables, de manera que la Unión Europea aportará 193.745 euros y Aguas de León 156.914 euros.

La aportación de Aguas de León al proyecto 'Life Nexus' pasa por liderar tres etapas de la totalidad del mismo, como son la construcción del prototipo y su puesta en marcha en el Etap del Porma, la monitorización de los datos del prototipo y el análisis del impacto socioeconómico, mientras que colaborará en la formalización de las autorizaciones administrativas y el diseño del prototipo y en la estimación del potencial cuantitativo de recuperación de energía en Europa, ya que los datos obtenidos en la instalación leonesa serán extrapolados a posibles ubicaciones en toda la Unión Europea, concretamente en 30 instalaciones, de las que 20 ya está identificados en España, Polonia, Lituania e Irlanda.

El equipo por instalar generará una potencia media de 25 kilovatios, mientras que la energía generada en el proyecto será de 215 megavatios hora al año de energía renovable, a partir del aprovechamiento de la energía actualmente disipada por la válvula reguladora del caudal de entrada. Además, la reducción de la huella de carbono será de 140 toneladas de CO2 equivalente por año de operación.

El gerente de Aguas de León, Manuel Salas Palenzuela, explicó que la sociedad lleva casi cinco años trabajando en el proyecto, "dirigido a la protección del medio ambiente", que permitirá un ahorro anual de entre 10.000 y 12.000 euros y que hará que Aguas de León se convierta en un servicio con huella cero en emisión de CO2.

Según puntualizó Salas Palenzuela, en estos momentos se está trabajando en el desarrollo del proyecto, de manera que será en abril cuando se pueda iniciar su construcción para que, a finales de este 2019, esté instalado y funcionando en las primeras pruebas.

publicidad

También te puede interesar

Deja tu comentario
publicidad
publicidad