Quantcast

Provincia

La Junta ya ha gastado 236.765 euros en arreglar cuatro casas del Obispado y se compromete a cuatro más

El consejero de Fomento se marca el objetivo de actuar en 16 viviendas eclesiásticas que los obispados deben comprometerse a alquilar por sólo cuatro años, para que así se alcance la cifra de 130 en el parque de alquiler social de la provincia.

imagen
El consejero de Fomento y Medio Ambiente, Juan Carlos Suárez-Quiñones, en la visita a una vivienda eclesial rehabilitada, junto al vicario de Asuntos Económicos y Sociales, Pedro Puente. / Carlos S. Campillo / ICAL
ileon.com / Miriam Badiola / ICAL | 03/12/2018 - 16:55h.

La Junta de Castilla y León ya ha gastado 236.765 euros en arreglar cuatro casas rectorales propiedad del Obispado de León con la única condición de que la diócesis las destine al parque de alquiler autonómico, para familias con pocos recursos, por un plazo de sólo cuatro años. Y además, ya está ultimando la firma de nuevos acuerdos para que en breve se puedan aprobar nuevas inversiones para cuatro más.

Así lo anunció hoy en Chozas de Abajo el consejero de Fomento y Medio Ambiente, el leonés Juan Carlos Suárez-Quiñones, durante la visita a una de esas viviendas, momento en el que anunció que la comisión mixta formada por la Consejería de Fomento y el Obispado de León se reunirá próximamente para seleccionar cuatro nuevas casas parroquiales que rehabilitar para su posterior incorporación al parque de viviendas de alquiler.

El convenio se firmó en abril del año pasado, recordó el consejero, tenía por finalidad aprovechar las casas parroquiales en las que vivía el cura de los pueblos y que "por la nueva configuración de vocaciones y territorial están en desuso". Las casas se entregaron a la Consejería de Fomento y Medio Ambiente para que entraran a formar parte del servicio de alquiler social y poderlas entregar a "familias con dificultades residenciales por problemas económicas".

Suárez-Quiñones puso de relieve que el convenio tiene una duración de cuatro años, en los que la comisión mixta formada por la Consejería y el Obispado seleccionó cuatro primeras viviendas en las que ya se ha intervenido, de manera que en próximas fechas se volverá a reunir para seleccionar las cuatro próximas viviendas en las que se actuará.

Dado que este mismo tipo de acuerdo lo mantiene también con el Obispado de Astorga, el objetivo último es actuar en un total de 16 viviendas en la provincia leonesa, en las que las diócesis no pierden la propiedad ni siquiera el derecho de uso salvo los cuatro primeros años de alquier.

Las inversiones de hoy

Solo en las dos actuaciones visitadas hoy, el dinero público destinado a arregar estos bienes eclesiásticos superan los 120.000 euros.

La vivienda situada en la localidad de Chozas de Arriba, ya habitada, cuenta con una superficie útil de 80 metros cuadrados distribuidos en salón, comedor-cocina, dos dormitorios y baño. Para ejecutar la obra se ha modificado la tabiquería, sustituido la carpintería interior, colocación de nuevo alicatado en cocina y baños, pintura, nuevas instalaciones de electricidad, fontanería y saneamiento, ejecución de un nuevo aseo, nueva instalación de calefacción con caldera de biomasa y amueblado de cocina.

La casa rectoral, en Villarrín del Páramo, distribuida en dos plantas de 64 metros cuadrados cada una y ya adjudicada, ha mantenido prácticamente la distribución de los espacios y se ha centrado en la reforma y la adecuación de la habitabilidad de la vivienda.

El resultado cuenta con cocina, sala, salón-comedor y baño, en la planta baja, y cuatro dormitorios y un baño, en la primera planta. Se ha acondicionado el interior de la vivienda siguiendo las mismas pautas de la anterior y, a mayores, se ha reparado la fachada y su pintura y se ha trasdosado la fachada y sustituido la carpintería exterior.

De esta manera, la Junta ha finalizado las obras planteadas para las cuatro viviendas que cedió el Obispado mediante la firma del protocolo de colaboración con la Administración autonómica en abril del año pasado y que permitirá seguir incorporando nuevas viviendas rehabilitadas al parque público de alquiler social.

En total, la Junta ha invertido invertido 236.765 euros en el acondicionamiento de estas cuatro viviendas sólo del Obispado leonés -al margen el de Astorga- que por ahora están terminadas. Además de la de Chozas de Arriba y Villarrín del Páramo, hay otras dos viviendas reformadas y destinadas al alquiler social en las localidades leonesas de Arcahueja y Vidanes.

publicidad
Deja tu comentario
publicidad
publicidad


publicidad