INFORME AIREF SOBRE LAS CUENTAS DEL TERCER MUNICIPIO DE LEÓN

San Andrés del Rabanedo sale de la UVI económica

La Autoridad Independiente de Responsabilidad Fiscal destaca en un informe la mejora de la situación económica del tercer municipio de la provincia de León, del que hace meses sugería su intervención y tachaba de "insolvente". Las cuentas 2018, pendientes de aprobación, claves para su salida de la asfixia financiera.

Pleno del Ayuntamiento de San Andrés del Rabanedo.
A. Vega | 15/05/2018 - 10:01h.

El municipio de San Andrés mejora sus cuentas públicas de forma "lenta" pero adecuada, según un nuevo informe de la Autoridad Independiente de Responsabilidad Fiscal Independiente (Airef). Hace un año el mismo órgano que analiza las cuentas del sector público tachaba al tercer municipio de la provincia de León como insolvente, hace medio año sugería una intervención para sanear sus cuentas y ahora lo saca de la UVI para considerar que sus cuentas han pasado de riesgo alto a "moderado".

El informe de la Airef -disponible para su consulta aquí- se basa en las proyecciones de los presupuestos 2018 y en él recoge la mejora de los datos del municipio, aunque su situación económica sigue siendo acuciante. Lo que juzga la Airef e la capacidad de supervivencia, esto es, que sea capaz de generar ingresos y equilibrar gastos para pagar su deuda y cumplir los objetivos de estabilidad obligatorios según la Ley Montoro.

Pero el Ayuntamiento de San Andrés, gobernado por la alcaldesa María Eugenia Gancedo con un pacto PSOE-PAL, no tiene todavía aprobadas las cuentas del nuevo año, que irán previsiblemente a Pleno este mes de mayo. El PSOE-PAL necesita el apoyo o la abstención de uno o varios grupos municipales para su aprobación, que ya tienen el visto bueno previo de Hacienda necesario.

La propuesta socialista prevé unos ingresos de 21 millones de euros y 19 millones de euros de gastos, con un superávit de algo más de dos millones de euros. Las inversiones alcanzarán el millón de euros, prácticamente duplicando lo dispuesto en el ejercicio anterior.

En el 2017 San Andrés finalizó con una deuda de 60 millones de euros, la mayor parte de ella bancarizada y correspondiente del proceso de pago a proveedores ejecutado el pasado mandato con créditos ICO y que supuso la aprobación de un duro Plan de Ajuste del municipio, que tiene hasta el 2032 para pagar su deuda.

Pero el informe de Airef aunque rebaja la gravedad de la situación esto no supone, ni mucho menos, echar cohetes por sus cuentas. Pasar a tener riesgo "moderado" de sostenibilidad significa que se calcula que volverá a la normalidad en un periodo de 10 a 20 años. Para el organismo independiente esa normalidad supone tener una deuda que no sea más del 75% de su prespuesto anual y que el periodo medio de pago a proveedores esté por debajo del límite legal de 30 días.

La estimación de la Autoridad Fiscal es de mejora de los parámetros económicos. La deuda supone el 276% de su presupuesto y el periodo medio de pago es de 472 días. Según la Airef San Andrés logrará cumplir la polémica regla de gasto, un ajuste matemático impuesto por el Ministerio de Hacienda para impedir crecimientos de gasto público en entes locales, y mejorará el cumplimiento de los compromisos de estabilidad financiera.

La recomendación final de la Airef para el consistorio trepalense es, "por tener riesgo moderado en su sostenibilidad", que se "adopten las medidas necesarias para garantizar el avance en el proceso de mejora en su situación a medio y largo plazo". En manos de sus responsables políticos municipales está.

publicidad
publicidad
publicidad