PATRIMONIO

El Monasterio de Sandoval sale de la Lista Roja del Patrimonio después de tres años

En este tiempo se han llevado a cabo hasta tres obras de restauración por un importe total superior a los 100.000 euros.

Carlos S. Campillo / ICAL Monasterio de Santa María de Sandoval (León)
Carlos S. Campillo / ICAL Monasterio de Santa María de Sandoval (León)
ileon.com  | 09/06/2021 - 12:39h.

La Junta de Castilla y León, la Diputación de León y el Ayuntamiento de Mansilla la Mayor han llevado a cabo durante los últimos tres años numerosas obras de rehabilitación del Monasterio de Sandoval, en la localidad de Villaverde de Sandoval, por importe de más de 100.000 euros para conseguir sacar al momumento leonés de la Lista Roja del Patrimonio

En este tiempo se ha efectuado la reparación de la cubierta del refectorio y la consolidación del muro de la casa rectoral y segundo claustro; la recuperación del pavimento del refectorio y las cocinas, así como obras de consolidación de muros de la panda norte del claustro segundo.

En la panera (que sufrió un derrumbe en 2015) se han restaurado las cubiertas, la estructura y paramentos, así como carpinterías, infraestructuras y acabados. Se ha dotado de elementos que permiten la accesibilidad para personas con movilidad reducida y se ha habilitado un módulo de aseos.

Además, está prevista la instalación de una exposición que sirva de introducción y explicación del propio monumento.

Por estos motivos, la Asociación Hispania Nostra ha decidido sacarlo de la Lista Roja, en la que ingresó el 17 de mayo de 2018, e incluirlo en la Lista Verde del Patrimonio.

El Monasterio de Santa María de Sandoval es un colosal monasterio de la orden cisterciense con dos claustros (uno desaparecido), una iglesia y numerosas edificaciones auxiliares.

Fundado en 1167 por el conde Pedro Ponce de Minerva y su mujer Estefanía Ramírez en terrenos donados anteriormente por el rey Alfonso VII, es claro ejemplo de tardorrománico de transición algótico (siglo XII al XIII). En esta época se construyó la cabecera, crucero y primer tramo de las naves. En estos espacios se manejaron ya soluciones del gótico, como el empleo de bóveda con ojivas sobre soportes románicos. La segunda etapa se inició en el siglo XV con la prolongación de las naves añadiendo otros dos tramos y cerrando el todo con un hastial. Fue obra del gótico tardío. El responsable de esta segunda obra fue el abad Pedro de la Vega, cuyo recuerdo se haya inscrito a los pies de la nave del Evangelio, en el muro norte. En el siglo XVII se llevó a cabo la elevación de la espadaña de campanas.

publicidad

También te puede interesar

Deja tu comentario
publicidad
publicidad