INVESTIGACIÓN PLANES DEL CARBÓN

El exdirector de Minas de la Junta dice que era mejor invertir en obras que en reactivar las zonas mineras del carbón

Ricardo González Mantero admite ante la Comisión de Investigación de las Ayudas del Carbón en las Cortes de Castilla y León "menos éxito" de los planes del carbón en la reactivación empresarial que en la mejora de infraestructuras; y que de los de los 323 millones previstos y los 177 ejecutados, terminaron llegando 107. Además, un exdirector de la Agencia de Desarrollo Económico de Castilla y León asegura "no recordar casi nada" de las ayudas del carbón y el PSOE le pide que diga la verdad.

Ricardo González Mantero exdirector general de Minas de la Junta de Castilla y León
Ricardo González Mantero exdirector general de Minas de la Junta de Castilla y León.
ileon.com  | 14/07/2021 - 20:15h.

El exdirector general de Energía y Minas de la Junta, Ricardo González Mantero, aseguró hoy que algunos proyectos de los planes del carbón se quedaron "colgados" con la llegada de la crisis económica, especialmente a partir de 2010, lo que dio paso a un periodo de "inactividad" de cinco años. "Se estropeó todo cuando se acabó el dinero", dijo el compareciente, que abogó por volver al "espíritu del convenio" entre administraciones para ejecutar estos fondos, frente al sistema de subvenciones.

González Mantero, que compareció en la Comisión de Investigación de las Cortes sobre el análisis de las ayudas recibidas por la Comunidad en el marco de los planes del carbón, sostuvo que los fondos han servido para ejecutar inversiones "importantísimas" en carreteras, abastecimiento, saneamiento, polígonos (diez) y otras actuaciones, que aseguró no se habían llevado a cabo sin estos fondos, pero admitió que tuvieron "menos éxito" en los proyectos empresariales, si bien consideró que ninguna actividad podrá recuperar la población y el empleo perdido.

González Mantero denunció que los problemas surgieron a partir de 2010, cuando desde el Estado, tanto con los gobiernos del PSOE como del PP, se rompió el consenso que se había seguido para avanzar en la ejecución de los fondos. Además, recordó que como consecuencia de la crisis se produjo una paralización "total", no solo en la gestión de los nuevos convenios, sino también en los pagos a la Junta, ya que de los 323 millones previstos y los 177 ejecutados, terminaron llegando 107.

Cambio de modelo

Esto, recordó el exdirector, llevó a Castilla y León a manifestarse en contra del cambio de modelo y de que se exigiera que las actuaciones a financiar estuvieran ejecutadas en un 75 por ciento, algo que en su opinión se "sacaron de la manga" en el Instituto para la Reestructuración de la Minería del Carbón. Además, añadió que esto generó "casos sangrantes", perjudicó la gestión de los fondos y la "imagen" que tienen los ciudadanos de los mismos.

Por ello, argumentó que "no tiene sentido" que los fondos se tengan que ceñir a la ley de subvenciones, una vía que a su juicio se implantó a partir de 2010 para introducir "trabas" y no abonar por parte del Estado a la comunidad los recursos adelantados. En algunos casos, añadió, se han reclamado las cantidades impagadas, puesto que la Comunidad -recordó- solicitó a diferencia de otras que al menos se pagara lo ejecutado ya.

Proyectos "colgados"

El exdirector general de Energía y Minas puso tres ejemplos de proyectos que se quedaron "colgados" por el cambio del convenio a la subvención, como son la variante de Guardo (Palencia), el polígono de Carrocera (León) o el edificio de la Fundación Santa Bárbara.

Sobre la variante de Guardo, explicó que la Junta llegó a gastar 14,5 millones, mientras el Estado no pagado alegando que se han incumplido los plazos y no se había llegado al 75 por ciento exigido. Además, en relación al polígono de Carrocera, "francamente bien situado, a la salida de La Magdalena", indicó que tenía un presupuesto de 4,7 millones, de los que la Junta abonó 2,35 millones, pero al quebrar la empresa adjudicataria y volver a licitarse la obra, se incumplieron los plazos.

Esto, recordó, llevó al Ejecutivo autonómico a sufragar los trabajos para no quebrar al Consistorio, puesto que el Estado no ha abonado su parte y no se puede incluir en el Plan 2013-2018 al ser un municipio del Grupo dos.

"Casos preocupantes"

Otro caso "preocupante" es, dijo, el de la Fundación Santa Bárbara porque había un convenio para ejecutar un edificio nuevo de formación por dos millones. Recordó que la Junta al ajustar los gastos, redujo el proyecto hasta los 800.000 euros, por lo que al no llegar al 75 por ciento de lo ejecutado, pese a estar terminado, no se ha abonado, si bien está pendiente de un recurso contra una declaración de pérdida de derecho al cobro.

Todo ello, añadió, ha llevado a recursos contra el Instituto del Carbón, que está ganando la Junta, pero que indicó no terminan de resolver la situación de paralización de actuaciones.

González Mantero, que fue director de minas entre julio 2007 y julio 2019, explicó que intervino en la coordinación y ejecución de los fondos para infraestructuras del plan 2006-2012 y la planificación del siguiente para el periodo 2013-2018. "Hubiera sido deseable que hubiera habido participación de las comunidades", dijo en la negociación de los acuerdos marco, que pactaban el Gobierno, los sindicatos y la patronal minera.

Por ello, señaló que las actuaciones se seleccionaban por consenso de la Mesa de Actuación Minera y la Comisión autonómica de Minería y también del Estado, a través de la Comisión de Cooperación. Además, destacó que Castilla y León se ajusto a lo previsto en el Plan de 2013-2018, que no contemplaban acciones en materia de turismo, a pesar de que se han autorizado a otras autonomías.

Gestión de fondos

El socialista Javier Campos indicó que los fondos no han servido para la reactivación económica y planteó si habían servido para completar actuaciones inversiones de la Junta en materia de infraestructuras. También recordó que en expedientes como la variante de Guardo faltaban una memoria que se exigía. Además, preguntó por las inspecciones en las obras, los procesos de certificación para los pagos. También se interesó por el proceso se selección de los proyectos, tanto de las actuaciones municipales, como de los polígonos industriales.

Por su parte, el 'leonesista' Luis Mariano Santos planteó si había habido una estrategia equivocada en la gestión de los fondos y si la Junta había hecho una dejación de funciones a la hora de defender los intereses de las comarcas mineras si otros territorios incumplían los planes del carbón. Además, aludió a informaciones que denunciaban el desvío de fondos a provincias no mineras.

Igualmente, aseguró que se echaba las manos a la cabeza si la Junta consideraba que las inversiones en carreteras y abastecimiento no se hubieran hecho sin los fondos del carbón. En su opinión, al final se ha gastado "mucho dinero" en infraestructuras propias de los ayuntamientos y no en la reactivación de las cuencas mineras.

En nombre de Ciudadanos, Blanca Negrete se interesó por el reparte de los fondos mineros estatales, determinada por el desempleo, el crecimiento y la actividad económica. Además, planteó si hubiera sido necesaria más participación de la Junta para que hubiera "más realidad" en las actuaciones y consideró que las comarcas mineras, que recibieron "cantidades ingentes", están "más deprimidas" que otras que no contaron con ese apoyo.

Finalmente, la 'popular' Amparo Vidal puso de manifiesto el "cambio drástico" que se produjo entre el convenio y el sistema de subvención y pidió que se aclara el modelo de certificación de las obras. Además, aludió a la falta de estrategia en la gestión de los planes del carbón.

El exdirector de ADE que no recuerda "casi nada de las ayudas del carbón"

El exdirector gerente de la Agencia de Inversiones y Servicios de Castilla y León, Benedicto González Vereda, cuestionó hoy su citación por la Comisión de Investigación de las Cortes sobre las ayudas del carbón. "No me acuerdo", dijo ante las preguntas de los grupos sobre las gestión de las líneas de ayudas a proyectos empresariales para la reactivación de las comarcas mineras, ante lo que el PSOE le recordó su obligación de decir la verdad.

González Vereda, que renunció a hacer una exposición inicial, explicó que estuvo 12 o 13 meses entre 2006 y 2007 al frente de la ADE y señaló que no recordaba casi nada 15 años después de su paso "fugaz y frustrado" por la Agencia. No obstante, restó importancia a la duración de su cargo, porque reconoció: "Puede estar uno tres días y liarla".

Por ello, el compareciente manifestó su sorpresa porque reconoció que no entendía por qué había sido llamado a comparecer. No obstante, negó haber recibido instrucciones del entonces y ya fallecido consejero de Economía Tomás Villanueva para otorgar las ayudas del carbón a determinados proyectos empresariales y aseguró que se tenían en cuenta la inversión y variables como los empleos generados o mantenidos.

Además, recordó que las ayudas las otorgaba el Ministerio de Economía, por lo que ellos se limitaban a defender las propuestas para lograr el mayor porcentaje de financiación. También, defendió que la ADE contaba con un sistema de fiscalización y control, a través de unos auditorios internos, para analizar cada expediente de forma previa y a posteriori y consideró que disponía de las personas suficientes para hacer estas funciones.

Críticas de la oposición

El socialista Rubén Illera denunció que es "harto" complicado esclarecer los hechos y saber cuál han sido el destino de los fondos si las personas técnicas y expertas que acuden a las comisiones de cooperación se acuerden "más bien de poco" de lo sucedido. Por ello, manifestó que en su opinión carece de sentido la dinámica de la comisión de investigación.

El procurador advirtió al compareciente de que en otra comisión, la que investiga la adjudicación de parques eólicos y la compra del edificio de Arroyo de la Encomienda y los terrenos de Portillo, también dijo que no recordaba haber participado en un consejo de administración en julio de 2006, cuando un acta facilitada por la Junta dice que sí participó.

El compareciente aseguró que él siempre dice la verdad y reiteró, como aseguró le trasladó a la Fiscalía y la Justicia, que no participó, por lo que el socialista determinó que la Junta había falsificado el acta y le preguntó si había acudido a decir la "misma" verdad que en la otra comisión de investigación.

El 'leonesista' Luis Mariano Santos explicó que para extraer información sobre los fondos mineros han citado a todas las personas que podían aportar datos al respecto y le planteó si el consejero Tomás Villanueva le dio alguna instrucción sobre las subvenciones y si recordaba algún proyecto impulsado en su etapa.

En nombre de Ciudadanos, Blanca Negrete, que recordó a González Vereda que había acudido a otro órgano de las Cortes, preguntó si la ADE contaba con mecanismos de control y supervisión de las líneas de ayudas a proyectos de reactivación económica de las comarcas mineras, puesto que recordó algunos comparecientes han trasladado que existía una falta de capacidad para ello.

Finalmente, la 'popular' Amparo Vidal defendió también la citación del compareciente como director gerente de la ADE.

publicidad

También te puede interesar

Deja tu comentario
publicidad
publicidad